Categorías
Deportes

El jugador más eficiente de la Copa América: Más allá de los goles

Terminada la fase de grupos y ya definidos los equipos que jugarán los cuartos de final de la copa. El goleador sin mucha sorpresa es Lionel Messi con 3 goles, seguido por un buen grupo de jugadores que lograron dos conquistas. Pero ¿es Messi en definitiva el jugador mas efectivo de esta competencia?

Para eso, debemos analizar las estadísticas más allá de los goles. Partiremos por definir que es un delantero eficiente. Si bien los goles son la primera medida que nos acercan a esto, también va a depender de la cantidad de ocasiones que cada jugador haya tenido para poder concretarlas. Para eso vamos a comenzar entendiendo la cantidad de tiros ejecutados por cada jugador. Es ahí donde al considerar los jugadores que hayan disputado al menos 90 minutos entre los partidos de primera ronda, vemos que el jugador que más de atrevió a patear el balón fue Facundo Torres de Uruguay, con 6,7 tiros cada 90 minutos, pero sin lograr ningún gol. Le siguen más atrás Lautaro Martinez y Richarlison, con 4,6 intentoscada 90y completan eltop 5 Neymar (4,3) y Miguel Borja (4,2).

Pero tiros al arco no es sinónimo de precisión. De los jugadores nombrados anteriormente, ninguno de ellos lanzó más del 40% de esos tiros a portería. Debemos seguir bajando en la lista para recién encontrar uno que haya dirigido al menos la mitad de sus tiros al arco: Lionel Messi con un 53,3% de precisión sobre sus 3,8 intentos cada 90 minutos. Mucho más abajo encontramos al primer jugador que dirigió el 100% de sus tiros al arco, el ecuatoriano Gonzalo Plata.

Fuente: Elaboración propia con datos de fbref.com

Hasta acá, hemos podido dilucidar quienes son los que más probaron marcar un gol y con que precisión estos se dirigían al arco o no. Sin embargo ¿cuál fue el desenlace de estos tiros con destino al pórtico rival?

De esa forma, lo mejor sería analizar la cantidad de tiros al arco cada 90 minutos y cuantos de estos terminan en goles. Para esto, se analizaron los jugadores en una matriz con los tiros a portería cada 90 y los goles por cada tiro al arco (Sólo se consideran los jugadores con al menos 90 minutos, y que hayan convertido como mínimo un gol). Aquí se consideraron dos criterios para segmentar: si se realizó al menos un tiro cada 90, y que al menos uno de cada 3 tiros al arco haya sido gol.

Encontramos un interesante grupo de jugadores que, si bien probaron menos de una vez por partido, tienen un ratio de un gol por cada tiro, es decir, lanzaron poco, pero convirtieron estos tiros. Dentro de estos hay delanteros como Brian Samudio de Paraguay, el ecuatoriano Ayrton Preciado y el peruano André Carrillo, pero también defensas como son los casos de los brasileños Alex Sandro y Marquinhos o el mediocentro argentino del Betis, Guido Rodriguez.

Ahora si ponemos atención en los jugadores que más lanzaron a puerta cada 90 minutos, tenemos en el top 3 a los previamente mencionados Lio Messi y Gonzalo Plata, pero también al brasileño Firmino (que dicho sea de paso también dirige un 100% de sus tiros a puerta, tal como Plata). El primero encajó un gol por cada 4 tiros (y uno de estos goles de penal) y los últimos dos una conquista cada 3. En esta misma materia, más atrás tenemos un grupo de jugadores, donde estan el venezolano Ronald Hernandez y Lautaro Martinez. Sin embargo,con una cantidad similar de tiros que van a portería cada 90 minutos completados, se encuentra un jugador que sobresale de cualquier grupo: Alejandro Papu Gomez. Este jugador tiene una media de casi 1,5 tiros a puerta por partido completo, pero anotó cada vez que lo hizo. Encontramos entonces a alguien que sin disputar muchos minutos (alrededor de 130), intentó encontrar el gol con una frecuencia considerable y lo logró. Nunca sabremos si de haber disputado una mayor cantidad de minutos este registro sería mayor, pero al menos con los números actuales, Papu Gomez parece ser el jugador más efectivo de la copa.

Fuente: Elaboración propia con datos de fbref.com

Ahora, hay un factor extra a considerar y que apoya aun más el reciente descubrimiento. Gomez, es también el jugador con un mejor registro al considerar la diferencia entre goles (sin penaltis) y los goles esperados (cantidad de conquistas que de acuerdo a múltiples factores «debería» haber marcado), con un positivo de 1,3, es decir, con respecto a lo que tendría que haber convertido, tiene un registro mucho mayor, lo que podemos traducir en que es capaz de transformar en gol situaciones que no todos los delanteros podrían.